Noticias de tecnología y emprendimiento científico técnico en Latinoamérica
Twitter icon
Facebook icon
YouTube icon

Las nuevas gafas de realidad virtual de PlayStation VR

Los smartwatches están tardando en despegar más de lo que la industria esperaba, la realidad virtual aún es para unos pocos, la televisión 4K empieza a asentarse pero necesita un par de eventos deportivos grandes para ponerse en nuestro salón. A pesar de ello, ha habido cosas muy, muy buenas.

Los smartwatches están tardando en despegar más de lo que la industria esperaba, la realidad virtual aún es para unos pocos, la televisión 4K empieza a asentarse pero necesita un par de eventos deportivos grandes para ponerse en nuestro salón. A pesar de ello, ha habido cosas muy, muy buenas.

Con más de 50 millones de PlayStation 4 en el mercado, y con dos modelos de videoconsola, la más potente PlayStation 4 Pro, que se suma al modelo tradicional ahora rebajado, los japoneses pusieron en el mercado un producto que tiene un buen equilibrio entre potencia gráfica y facilidad de uso.

A pesar de que Oculus Rift y HTC vive supera en inmersión a PlayStation VR, también son más caras, complejas y con una base menor para llegar a los usuarios. Sony ya logró en el pasado al impulsar con la plataforma Play station tecnologías como el DVD, en la Playstation 2. Quizá ahora logre lo propio con la realidad virtual. La compañía británica Numskull ha presentado en su web este soporte que cuenta con una barra regulable a distintas alturas y unas correas de velcro adhesivo con las que sujetar toda la maraña de cables que requiere PSVR. La particularidad de utilizarlo con este modelo y no HTC Vive u Oculus está en las dimensiones.

Y si así es ayer se lanzaron estas nuevas gafas de realidad virtual, y no una cualquiera. Es el producto estrella para este año por parte de Sony, y la expectación es máxima. Aun así, son muchos los que todavía miran con recelo la tecnología estereoscópica.

Una breve descripción de este aparato tecnológico es una pequeña rosca en la zona trasera que ajustará los últimos milímetros para que todo esté perfectamente sujeto, y un botón situado en la parte frontal e inferior nos ayudará con la distancia a la que colocaremos la pantalla frente a nuestros ojos, encajando así la pantalla en la cara pero sin realizar presión. Este último ajuste permitirá además usar gafas graduadas a aquel que las necesite, pudiendo colocarse el casco con suma facilidad con ellas puestas. Es un sistema francamente fácil de colocar y aparentemente muy duradera.

En su interior nos encontramos con dos pantallas OLED con resolución de 960x1080 píxeles, que sumadas dan vida a una pantalla virtual de 1920x1080 píxeles de resolución. El detalle más importante de los paneles es que alcanzan un refresco de 120 Hz.